emprendimiento mamá

Aquí estás, con una vida por cuidar por delante, tal vez preguntándote como sobrevivir en el mundo del emprendimiento siendo mamá.

Los siguientes años serán de aprendizaje, una vida entre pañales, mamilas, pocas horas de sueño y aunque un bebé siempre trae felicidad, hay algo que nunca deja dormir.

La pregunta titánica sobre ¿podré lograrlo? ¿podré sobrellevarlo? ¿seré capaz? ¿cómo?

En medio de las propias dudas que emergen en ti acerca de la maternidad, es posible que también requieras contribuir al sostén de tu familia o que no quieras quedarte en un papel social único: el de madre.

Y es tanto el peso de esta nueva experiencia que piensas que no es posible además trabajar, por supuesto, mucho menos emprender.

Aprende cómo hacerlo en Plan D.

El emprendimiento siendo mamá

Quizá en este momento estés pensando que solas las “supermujeres” logran sobrevivir y emprender.

Todas las que lo hemos hecho, me parece, hemos pasado por momentos de duda, de mucho temor, de incertidumbre, de no saber cómo, de sentirnos perdidas y de creer que no seremos capaces.

El 87% de los mexicanos considera el miedo al fracaso como el mayor obstáculo que les impide animarse a emprender un negocio, señala el Reporte Global de Emprendedores 2015, conocido como AGER por sus siglas en inglés.

Así que lo interesante no es si tienes miedo, lo interesante es que harás con tu miedo. ¿Dejarás que te paralice o lo transformarás en fuerza de emprendimiento?

Si eliges la segunda alternativa te acompañaremos paso a paso para lograrlo.

Si bien está increíble soñar con una corporación transnacional, sería importante comenzar por el primer paso. Y te compartimos algunos consejos para que comiences a reflexionar acerca de ello.

La edad de tu hijo

Puede ser un factor externo, pero realmente la edad de tu hijo es un gran influyente en el mundo del emprendimiento como mamá.

No es lo mismo cuidar a un bebé recién nacido a un niño de cuatro años ¿o si?

Así que es importante que consideres realmente en qué momento de la crianza estás y que tiempo puedes dedicar al emprendimiento.

Atender “dos bebés”, uno de carne y hueso y otro de productos y ventas, puede invitar a cualquiera a sentirme altamente incapaz.

Sé amable contigo misma

En el mundo del emprendimiento como mamá se necesita tener una buena construcción de nuestra persona, saber quién eres y lo que quieres lograr.

Y sobre todo no ser tan dura contigo misma, a veces nosotros mismos somos nuestro peor verdugo, así es que mejor que lleves la fiesta en paz contigo.

La vida te sorprenderá en la cantidad de alternativas que pueden presentarse y si además de todos estos imponderables te tratas duramente solo harás que sea más complejo.

Sé amable contigo misma. Ante situaciones críticas pregúntate qué necesito y atiéndelo.

Red de soporte

Tanto en la vida como en el emprendimiento como mamá es necesario contar con una red de soporte, ya sea tu familia o amigos, si son ambos es mucho mejor.

Hazles saber tus sueños, identifica que necesitarías de ellos y cuando, comunícaselos con claridad, pregúntales si están dispuestos y si alguno dice no.

No te atores, déjalo pasar y buscar al siguiente. Cuanto más sólida, cercana y clara sea tu red de soporte mayores serán tus posibilidades de sobrevivir y emprender con éxito.

Claridad de futuro

Es muy importante que identifiques que quieres que sea un buen resultado de este emprendimiento como mamá.

La mayor parte de los emprendedores fracasa, las estadísticas hablan del 80% en el primer año, en mi experiencia porque no tienen claridad de futuro.

Date unos momentos para mirar tu futuro. Date permiso de soñar y clarificar, y preguntarte que realmente quieres para ti.

Y con estas bases estaremos listas para darles forma a nuestros sueños. En este espacio será un gusto acompañarte en las diversas etapas y procesos de emprender siendo mamá

Claves para convertirte en una emprendedora

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.